Dr. Julio Gun dictó charla sobre desarrollo del pensamiento crítico infantil en la era digital

Agosto 23, 2017

El académico argentino fue el primer invitado internacional de las charlas que realiza mensualmente el CDPD.

DSC_7076El pasado jueves 17 de agosto, en el Auditorio de la Facultad de Educación UDP, se llevó a cabo la charla “Desarrollo del pensamiento crítico infantil en la era digital”, impartida por Julio Gun.

Julio Gun es experto pedagógico en Ciencias y subdirector de la Consultora Educativa “Explorando Caminos”. Es doctor en Química y Enseñanza de la Ciencia del Instituto Weizmann de Ciencias de Israel e Ingeniero Químico de la Universidad Tecnológica Nacional de Buenos Aires, Argentina.

En su primera charla en nuestro país, Gun partió explicando la importancia del “aprendizaje por asombro”. Propuesto por Catherine L’Ecuyer, se basa en el concepto de “si te asombro, te educo”. A través del asombro, se propiciaría la motivación y la percepción del estudiante. El asombro se transformaría en un deseo interno de aprender.

DSC_7074En esa línea, expresó la importancia de incorporar la era digital en la educación. “Una práctica educativa siempre es auténtica si la puedo relacionar culturalmente con el individuo. Sin educación tecnológica, el aprendizaje ya no es significativo. Estamos en presencia de herramientas que nos ayudan muchísimo a llevar adelante el aprendizaje”, enfatizó.

Sin embargo, aseguró que todo este proceso está influenciado por el entorno, las experiencias vividas y la familia. “La educación no empieza en lo cognitivo, sino en lo afectivo. Sin una relación establecida, sin afecto de por medio, no se obtiene atención. Se debe fusionar el mundo digital con el mundo físico y el trabajo de la familia junto con el de la escuela”, argumentó el especialista.

Una de las grandes interrogantes en educación es cómo se fija el conocimiento. Julio Gun expuso que aquello se logra “a través de componentes ejecutivos, es decir, tareas prácticas. Éstos deben tener la suficiente fuerza para que sea un proceso circular: surgimiento de motivación, entrega de información y práctica de la misma”.

DSC_7070Para ejemplificar su efectividad, el docente relató un experimento donde se demostró que aprendemos un 10% de lo que escuchamos, 15 % de lo que vemos y un 20% del proceso entre ambas acciones. En cambio, aprendemos un 40% de lo que discutimos con otros y un 80% en prácticas y experiencias directas. Finalmente, se aprende el 90% si contamos a otros lo que entendimos e hicimos en la clase. Esto quiere decir que el proceso de aprendizaje culmina cuando el sujeto se transforma en un agente divulgador del conocimiento que adquirió.

Entrando de lleno en el ámbito del desarrollo de pensamiento crítico infantil, el experto señaló que “se debe favorecer la curiosidad, la investigación y la inventiva en el aula. A los niños se les debe enseñar cómo pensar, no qué pensar. Queremos que aprendan a discriminar, a criticar, diferenciar, conocer”, explicó, añadiendo que debe darse más importancia a los procesos que a los resultados mismos.

Tras ello, se refirió a su experiencia con el uso del modelo indagatorio en niños de cinco años. El modelo indagatorio es un método científico de enseñanza y DSC_7061desarrollo del pensamiento crítico que sigue un orden lógico de aprendizaje, basado en la experiencia de actividades grupales y comunicación de resultados.

Finalmente, Julio Gun agregó una reflexión final en su presentación, destinada al trabajo individual y constante de cada profesor y profesora. “Una de las fuentes del proceso de enseñanza es el ejemplo. Si nosotros no somos pensadores críticos, no pretendamos generar pensadores críticos”, aseveró el académico trasandino.